Home Entertainment inéditos, nuevas versiones y un trío con Charly y Aznar

inéditos, nuevas versiones y un trío con Charly y Aznar

68
inéditos, nuevas versiones y un trío con Charly y Aznar

Hace muchos años le preguntaron a Sandro cuál period el secreto, la fórmula de su tremendo éxito, y él contestó sin titubear: “Fue una sola frase: ‘Pensaste, perdiste’. Si tenés una idea, un proyecto o un sueño, andá y bajalo a tierra enseguida. Si no, nunca lo vas a hacer”.

Tan laborioso, hiperquinético y perseverante period Sandro, a la par de creativo, que algunos de sus allegados hasta piensan que dejó todo preparado de manera tal que con el tiempo y en su debido momento se pudieran encontrar distintos proyectos listos (o a punto de terminar), para que salieran a la luz cuando él ya no estuviese en esta tierra.

Y sin entrar en el terreno del misticismo, hay que decir que algo de eso es verdad. Hay pruebas al respecto. Su familia encontró en el año 2017 la copia unique de Tú me enloqueces, la película junto a Susana Giménez que se creía perdida. Estaba en sus latas originales, en la biblioteca, dentro de un pequeño placard disimulado. El filme se remasterizó en Londres para su re estreno en televisión.

Sandro Vuelve A Cantar Como En Los '80 Y Los '90, Inéditos Y Versiones Desconocidas De Varios De Sus Clásicos. Foto Archivo Personal Roberto Sánchez

Sandro vuelve a cantar como en los ’80 y los ’90, inéditos y versiones desconocidas de varios de sus clásicos. Foto Archivo Private Roberto Sánchez

Un regalo con sorpresa

Ahora, aparece Tengo una historia así, un álbum con grabaciones nunca antes escuchadas, que contiene dos canciones inéditas y nueve nuevas versiones de algunos de sus temas emblemáticos. Fruto de una historia que comenzó hace ya varios años, con Roberto Sánchez aún vivo, y que Jon Aguilera, hijo de Rubén, quien fuera productor del cantante, cuenta así.

“Un día, Roberto le regala todo su home-studio personal a mi papá. Sus aparatos, los grabadores, sus cintas, todo. Y hace un tiempo atrás decido ponerlos en marcha, para ver qué había. Estaban sin usarse desde el año ’90. Entonces, aparece todo este material maravilloso. Y pensé: ‘Esto estaba esperando para ser descubierto; estaba esperando para salir’

La realidad -según relató Aguilera- es que sólo había encontrado cuatro temas hacía mucho más tiempo. “Luego, un día le mostré a Nelson (Pombal, productor) los temas de un casete de cromo, de portaestudio. Pero en aquel momento eso quedó en la nada.”

Esta Es La Consola De Cinta Abierta Donde Se Grabó Originalmente Y Digitalizó El Material. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo Personal Roberto Sanchez

Esta es la consola de cinta abierta donde se grabó originalmente y digitalizó el materials. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo private Roberto Sanchez

Sin embargo, unos dos años atrás, Jon se puso a digitalizar casetes de su padre, y aparecieron más cosas de Roberto. “Ahí es cuando decidimos ver si había otro material”, explica, y sigue: “Fui en busca de más casetes, día a día buscando, hasta que aparece el famoso casete de No te vayas todavía, que lanzamos como adelanto el año pasado”.

“A todo esto -agrega Aguilera- la máquina de cinta abierta de Roberto, una Tascam 48, no andaba bien. La desarmé y logré arreglar una pieza que hace que gire la cinta. Cuando esto sucede y ya habiendo pasado más de 30 años que la máquina estaba dormida, logro hacer sonar Hay mucha agitación y Se te nota”.

En ese momento, el productor comenzó a ver que había muchos temas; los cuatro que había encontrado diez años más atrás, más el casete que contiene No te Vayas… y finalmente dos en cinta abierta. A partir de entonces, Aguilera y Pombal pusieron en marcha un equipo de trabajo a distancia, para intercambiar información entre Junín y Bernal sobre nuevos hallazgos.

Postal Vintage, Con La Tascam C48 Desde La Cual Se Llevó A Cabo La Primera Escucha Del Material Recuperado. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo Personal Roberto Sanchez

Postal classic, con la Tascam C48 desde la cual se llevó a cabo la primera escucha del materials recuperado. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo private Roberto Sanchez

Gracias a ese minucioso trabajo artesanal comenzaron a llegar las otras canciones: La vida dura, cantada ¡en italiano!; Tengo una historia así y Eso que se hace de a dos, ambas de las últimas en aparecer, y empezó la tarea de limpieza de voces y el sueño de un futuro materials discográfico inédito de Sandro.

El trío menos pensado, una vez más

Para los followers más rockeros del ídolo, posiblemente la guinda en esta torta sea precisamente Eso que se hace de a dos, el tema que vuelve a reunir al trío menos pensado, a partir de una ocurrencia de Pombal, también productor de Palito Ortega.

“La idea de que aparezcan Charly (García) y Pedro (Aznar) se me ocurrió cuando descubrí esta canción que tenía tintes rockeros, pero que no era un rock and roll muy clásico, sino que se prestaba a algo así. Recordé que estábamos cerca de los 30 años de cuando Charly y Pedro lo invitaron a Sandro para el disco Tango 4, y quise recrear el encuentro, pero al revés, y que ellos fueran sus invitados.”

En El Nuevo Lanzamiento, Sandro Y Charly García Se Vuelven A Encontrar Gracias A La Tecnología. Foto Carlos Roberto Bairo

En el nuevo lanzamiento, Sandro y Charly García se vuelven a encontrar gracias a la tecnología. FOTO CARLOS ROBERTO BAIRO

Pombal activó sus contactos, aceitados por su trabajo en el álbum Random, con el que García ganó el Gardel de oro en 2018. “También trabajé en alguna cosa ocasional con Pedro, sobre todo en los discos de Ramón (Palito) donde Pedro estuvo como invitado, así que tenía el contacto de todos. O sea que activé y por suerte se pudo lograr”, concluye.

Si la voz humana es el instrumento más perfecto jamás creado (para muchos por Dios, aunque Charles Darwin descreería de ello… Y ni hablemos de Friedrich Nietzsche), esto se debe en gran parte a su potencial cualidad interpretativa y a su enorme poder de expresión.

Hay tantas voces como personas pueblan el mundo, pero así y todo cada una de ellas se erige como única e inimitable. La voz es la huella digital que identifica el oído. Por eso volver a escuchar una tan icónica y private como la de Sandro hoy, a más de as soon as años de su desaparición física, provoca cuanto menos fuertes sismos emocionales.

Así Es La Tapa De &Quot;Tengo Una Historia Así&Quot;, El Nuevo Álbum De Sandro, Disponible Desde Este 6 De Agosto. Sony Music

Así es la tapa de “Tengo una historia así”, el nuevo álbum de Sandro, disponible desde este 6 de agosto. Sony Music

La voz, es instrumento inigualable

Ante todo, porque la voz que estamos escuchando sorprende por su frescura, un registro vocal muy anterior a aquel fatigado del último Sandro. Son grabaciones de los años ’80 y algo de los primeros ’90, que él llevó a cabo en su propio estudio casero de la famosa e inexpugnable mansión de Banfield.

Todas las voces de esas canciones fueron trabajadas hasta dejarlas preparadas para fundirlas con nuevas músicas. Aunque esta vez, quienes acompañan a Sandro no son solamente varios de sus músicos históricos. Bernardo Baraj, por ejemplo, fue parte de los Black Combo, la banda que vino luego de Los de Fuego, en los ’60.

La Voz De Sandro, Inmortalizada En El Canal 2 De La Home-Studio. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo Personal Roberto Sanchez

La voz de Sandro, inmortalizada en el Canal 2 de la home-studio. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo private Roberto Sanchez

“El tema donde participé es Hay mucha agitación, que él hacía con Los de Fuego. Era el Sandro más rockero. Íbamos a tocar a los clubes y había una multitud; la gente se volvía loca porque él se tiraba al piso y hacia un show increíble”, recuerda el saxofonista.

Y completa su intervención: “Compartir aquellos momentos con él era una felicidad porque siempre estaba con buena onda, con una gran energía y además a Roberto le gustaba mucho ensayar. Ensayábamos en su casa, en una especie de garaje que había adelante”.

El workers de músicos que participaron de Tengo una historia así podría ser la envidia de cualquier artista internacional. Todos quisieron estar presentes en un proyecto de semejantes dimensiones. Y todos lo están, con sus testimonios, en un emocionante documental sobre cómo se grabó este álbum, que Sony Music lanza este viernes 6 de agosto.

Sandro, Junto A Rubén Y Jon Aguilera, Quienes Recuperaron El Valioso Material. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo Personal Roberto Sanchez

Sandro, junto a Rubén y Jon Aguilera, quienes recuperaron el valioso materials. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo private Roberto Sanchez

Un equipo de lujo

“No tuve la suerte de tocar con Sandro, pero me hubiera encantado. Mi papá grabó un disco con él y me dijo que era una excelente persona. Le suma mucho al mito, que haya sido un buen tipo, divertido, un buen líder… Estoy muy contento de que me hayan convocado para tocar un tema de él, sobre todo para un tema inédito”, cube Daniel ‘Pipi’ Piazzolla.

Ricardo Lew, otro histórico de las grabaciones originales de Sandro, verdadero Maestro de la guitarra de jazz, también fue convocado a esta fiesta. “Estábamos grabando en la década del ’70, y en un momento el técnico le dice: ‘Che Roberto, hoy se cumplen diez años desde que empezaste a grabar’. Él se emocionó mucho y mandó a comprar champán, para festejar“, recuerda el violero.

Y también cuenta que él mismo enseguida lanzó una advertencia: “Roberto, son las nueve de la mañana; ¡si empezamos con champán ahora vamos muertos!”, cube que le dijo, pero su llamado de atención no tuvo efecto.

Jon Aguilera Y Néstor Pombal, Dos Artífices Del Nuevo Lanzamiento De Sandro. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo Personal Roberto Sanchez

Jon Aguilera y Néstor Pombal, dos artífices del nuevo lanzamiento de Sandro. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo private Roberto Sanchez

“Él estaba muy contento. Tanto que había llevado dos de sus guitarras acústicas para tocar un tema que era medio country; una italiana de doce cuerdas, que tocaba Hebert (Orlando), su histórico guitarrista, y una Harmony de seis que sonaba bárbara, que tocaba yo”, sigue Lew con su relato, que a continuación deja en evidencia la clase de persona que period Roberto Sánchez.

“¡Qué alegría! Diez años que grabo acá… Te regalo mi guitarra”, cube que le dijo a Hebert. “Y a mí me dice: ‘A vos te regalo esa’. Nosotros no entendíamos nada. Cuando terminamos de grabar, se la fui a devolver y me dijo: ‘No, te la llevás’. Por eso es un recuerdo maravilloso poder escuchar ahora, en este disco, la voz suya con esa misma guitarra que aún conservo y que volví a tocar”, concluye.

Muchos músicos de la cantera del rock también pusieron sus instrumentos al servicio del álbum. Entre otros, Cristina Dall (ex Las Blancanblus), el baterista Fernando Samalea, el trompetista Miguel Angel Tallarita, el baterista José Luis Colzani (ex La Eléctrica Rioplatense de Emilio del Guercio) y el notable tecladista Mario Parmisano, que durante varios años integró la banda de Al Di Meola.

En La Intimidad: Sandro, Su Guitarra Y Canciones Desparramadas. Foto Archivo Personal Roberto Sánchez

En la intimidad: Sandro, su guitarra y canciones desparramadas. Foto Archivo Private Roberto Sánchez

El tecladista recuerda haber visto a Sandro en unos carnavales a los que había ido con sus padres, en un membership de barrio en Ciudad Evita. “Seria año ‘64. Quedé ahí, al borde del escenario y no lo podía creer. Cómo bailaba; la fuerza y el rock que salía de ese escenario me volaron la cabeza. Sandro tocó momentos de mi vida muy especiales, y este disco es como una reunión de amigos para celebrarlo”.

Con semejante despliegue, el gran desafío de esta producción fue llevarla a cabo en medio de la pandemia. “Lo maqueteábamos acá en casa y mandábamos las correcciones a los músico por mail“, explica Aguilera. Luego algunos grabaron en sus casas y otros en los Estudios ION, como Cristina Dall.

“Muchas cosas las hicimos por zoom y con video conferencias. Compaginar todo eso, con tanta gente, fue de verdad una especie de hazaña increíble“, admite el productor.

El consentimiento que faltaba

Sin embargo nada de esto hubiera sido posible sin el consentimiento expreso de Olga Garaventa de Sánchez, viuda del Gitano. “Cuando me comentaron de este proyecto, enseguida les di mi aprobación, porque me pareció algo hermoso mantener viva la imagen de mi marido. Es parte de su gran legado artístico y cultural”, señala.

Y agrega: “Este mes me moviliza muchísimo, porque es su cumpleaños y porque siempre tengo un equipo de personas que trabajan para que cada 19 de agosto sea maravilloso, y la verdad que estoy feliz. De por sí, él está acá, entre nosotros, aunque no esté físicamente”.

Las Letras Impresas De Las Canciones Que Ahora Reviven En &Quot;Tengo Una Historia Así&Quot;. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo Personal Roberto Sanchez

Las letras impresas de las canciones que ahora reviven en “Tengo una historia así”. Foto Pablo Ferraudi/Lautaro Espósito/Prensa Sony Music/Archivo private Roberto Sanchez

– ¿Pudiste escuchar algunas de estas canciones?

– Sí, claro. Escuché varios temas y me encantaron. Estoy súper emocionada y con unas ansias tremendas con la noticia de la salida del disco, donde están Charly García, Pedro Aznar y tantos otros músicos muy importantes

– ¿Y qué pensamiento se te viene a la cabeza ahora mismo?

– Me siento muy feliz y agradecida a la vida por todo lo que vivimos. Yo, a mis cincuenta años recibí el increíble regalo de haberlo conocido, así que todo esto que sucede ahora con este disco me emociona muchísimo.

Sandro Se Casó En 2007 Por Primera Vez, Con Olga Garaventa, Quien Dio Su Consentimiento Para La Publicación Del Nuevo Material. Foto Archivo Clarín

Sandro se casó en 2007 por primera vez, con Olga Garaventa, quien dio su consentimiento para la publicación del nuevo materials. Foto Archivo Clarín

Pero quizás quien mejor resume la importancia del artista que hoy y gracias a la tecnología vuelve a cantar, sea su productor histórico entre el período 1981 a 1991, Rubén Aguilera.

“Nosotros grabamos juntos más de 70 canciones, salíamos de gira, vivimos una etapa maravillosa. El Astro, como le decíamos sus amigos, fue un ídolo en toda la acepción de la palabra. Cuando pasan los años uno se da cuenta de que quedan muy pocos ídolos. Te diría que para contar con los dedos de una mano en el último siglo. Y Sandro era y va a seguir siendo siempre uno de ellos. Un elegido”.

E.S.